Riesgo de infección BA.5 entre personas expuestas a variantes anteriores del SARS-CoV-2

Al editor:

En los últimos meses, omicron (B.1.1.529) se convirtió en la variante dominante del síndrome respiratorio agudo severo coronavirus 2 (SARS-CoV-2), mostrando cierto grado de evasión inmune.1 Las subvariantes omicronas iniciales, BA.1 y BA.2, están siendo desplazadas progresivamente por BA.5 en muchos países, posiblemente debido a una mayor transmisibilidad y evasión parcial de la inmunidad inducida por BA.1 y BA.2.2.3 La protección que brinda BA.1 contra la infección por la subvariante BA.5 es fundamental porque las vacunas adaptadas que se encuentran en ensayos clínicos se basan en BA.1.

Portugal fue uno de los primeros países afectados por un predominio BA.5. Utilizamos el registro nacional de enfermedad por coronavirus 2019 (Covid-19) (SINAVE) para calcular el riesgo de infección BA.5 entre personas con infección documentada con variantes pasadas, incluidas BA.1 y BA.2. El registro incluye todos los casos notificados en el país, independientemente de la presentación clínica.

Efecto protector de la infección previa por SARS-CoV-2 sobre la infección con la subvariante Omicron BA.5.

Como se muestra en el Panel A, identificamos los períodos (en diferentes colores) en los que una variante estuvo representada en más del 90 % de las muestras aisladas (datos del síndrome respiratorio agudo severo nacional coronavirus 2 [SARS-CoV-2] seguimiento de la diversidad genética4). Los períodos en gris representan momentos en los que más de una variante estuvo en circulación. Dada la transición relativamente lenta entre la dominancia de la subvariante omicron BA.1 y la dominancia de la subvariante omicron BA.2, agrupamos BA.1 y BA.2 en el análisis. No incluimos a nadie infectado en los 90 días anteriores al dominio de la subvariante omicron BA.5. El Panel B muestra la eficacia de la protección contra la infección durante el período de dominancia BA.5 (desde el 1 de junio de 2022) entre personas con una infección en los períodos de dominancia de diferentes variantes, como se representa en el Panel A, en comparación con personas sin ninguna infección documentada. hasta el 1 de junio. Las personas con dos infecciones antes del 1 de junio no se incluyeron en el estudio. Las barras 𝙸 representan intervalos de confianza del 95 %.

La vigilancia genética nacional del SARS-CoV-2 identificó períodos en los que diferentes variantes representaban más del 90% de los aislamientos.4 Identificamos a todas las personas que tuvieron una primera infección en periodos de dominancia de cada variante, para calcular su riesgo de infección durante el periodo de dominancia BA.5 (Figura 1A). Combinamos BA.1 y BA.2 debido a la lenta transición entre las dos subvariantes en la población. Finalmente, calculamos el riesgo de infección BA.5 para la población que no tenía ninguna infección documentada antes de la dominancia BA.5 (1 de junio de 2022).

Descubrimos que la infección previa por SARS-CoV-2 tuvo un efecto protector contra la infección por BA.5 (Figura 1B y la Tabla S1 en el Apéndice complementario, disponible con el texto completo de esta carta en NEJM.org), y esta protección fue máxima para infecciones previas con BA.1 o BA.2. Estos datos deben considerarse en el contexto de las infecciones por brotes en una población altamente vacunada, dado que en Portugal más del 98% de la población de estudio completó la primovacunación antes de 2022.

El diseño del estudio no puede eliminar todos los factores de confusión (consulte la sección Discusión en el Apéndice complementario). Además, una limitación es el supuesto efecto de disminución de la inmunidad en una población con inmunidad híbrida (infección y vacunación previas). Descubrimos que la infección por BA.1 o BA.2 en personas vacunadas proporcionó una mayor protección contra BA.5 que la infección con variantes pre-omicron, en línea con un informe reciente con un diseño de prueba negativa.5 Sin embargo, las infecciones BA.1 o BA.2 ocurrieron más cerca del período de dominancia BA.5 que las infecciones con variantes anteriores. Existe la percepción de que la protección que brinda la infección previa por BA.1 o BA.2 es muy baja, dado el alto número de infecciones por BA.5 entre personas con infección previa por BA.1 o BA.2. Nuestros datos indican que esta percepción es probablemente una consecuencia del grupo más grande de personas con infección BA.1 o BA.2 que con infección por otras subvariantes, y no está respaldada por los datos.

En general, encontramos que las infecciones intercurrentes con la subvariante BA.5 eran menos probables entre personas con antecedentes de infección por SARS-CoV-2 en una población altamente vacunada, especialmente para infecciones previas con BA.1 o BA.2, que entre personas no infectadas. .

João Malato, M.Sc.
Instituto de Medicina Molecular João Lobo Antunes, Lisboa, Portugal

Ruy M. Ribeiro, D. Phil.
Laboratorio Nacional de Los Alamos, Los Alamos, NM

Dr. Pedro P. Leite
Dr. Pedro Casaca
Eugenia Fernández, Ph.D.
Director General da Saúde, Lisboa, Portugal

Carlos Antunes, Ph.D.
Universidad de Lisboa, Lisboa, Portugal

Valter R. Fonseca, MD, Ph.D.
Director General da Saúde, Lisboa, Portugal

Manuel C. Gomes, Ph.D.
Universidad de Lisboa, Lisboa, Portugal

Luis Graca, MD, D.Phil.
Instituto de Medicina Molecular João Lobo Antunes, Lisboa, Portugal
[email protected]

Apoyado por la Unión Europea Horizonte 2020 programa de investigación e innovación (número de proyecto ERA, 952377–iSTARS) y por Fundação para a Ciência and Tecnologia a través del 081_596653860 y PTDC/MAT-APL/31602/2017 y a través de Institutos Nacionales de Salud otorgar R01-AI116868.

Los formularios de divulgación proporcionados por los autores están disponibles con el texto completo de esta carta en NEJM.org.

Esta carta se publicó el 31 de agosto de 2022 en NEJM.org.

Dres. Gomes y Graca contribuyeron por igual a esta carta.

  1. 1. ¿Qué P, faraón j, evans jp, et al. Neutralización de las subvariantes SARS-CoV-2 omicron BA.4/5 y BA.2.12.1. N Inglés J Med 2022;386:25262528.

  2. 2. yu j, AY collar, Rowe M, et al. Neutralización de las variantes SARS-CoV-2 omicron BA.1 y BA.2. N Inglés J Med 2022;386:15791580.

  3. 3. cao y, Yisimayi A, Jian F., et al. BA.2.12.1, BA.4 y BA.5 escapan a los anticuerpos provocados por la infección por omicron. Naturaleza 2022;608:593602.

  4. 4. Instituto Nacional de Saude Doutor Ricardo Jorge. Diversidad genética del nuevo coronavirus SARS-CoV-2 (COVID-19) en Portugal. (En portugues) 2022 (https://insaflu.insa.pt/covid19).

  5. 5. Altarawneh HN, Chemaitelly H, Ayoub HH, et al. Protección de la infección natural por SARS-CoV-2 contra la reinfección con las subvariantes omicron BA.4 o BA.5. Julio 12, 2022 (https://www.medrxiv.org/content/10.1101/2022.07.11.22277448v1). preimpresión

Leave a Comment

Your email address will not be published.